Enamórame con música

¿Te has preguntado alguna vez cuán aburrida sería la vida si no estuviera acompañada de música? y más aún, ¿cuán sin sentido sería tratar de ser “puñalero” sin tener una canción para cantar?

Antes de ir al tema central de este post, queremos ponernos un poco formales y contarte que la música es ese arte estimulante que permite modificar el comportamiento y las emociones de las personas. Un amigo, con una breve descripción, me dijo que la música es energía y su importancia radica en que es uno de los motores sensoriales que nos impulsan a percibir otras realidades en la vida cotidiana. Por las vibraciones que producen los instrumentos que la componen, nuestras capacidades creativas y pasionales se profundizan.

Los humanos somos seres plenamente emocionales sino no lloraríamos, gritaríamos, patalearíamos, reiríamos o un montón de comportamientos adicionales que a veces hasta resultan ridículos, pero son necesariamente humanos. Además, respondemos a estímulos armónicos tratando de emplearlos para transmitir nuestros pensamientos, ideas, aspiraciones, estados de ánimo, etc.

Con esta breve introducción parece quedar claro que la música es hasta cierto punto mágica. El propio Darwin decía: “Como ni el disfrute de la música ni la capacidad para producir notas musicales son facultades que tengan la menor utilidad para el hombre (…) deben catalogarse entre las más misteriosas con las que está dotado” y de ahí que resulta útil incluso para identificar con ella a alguien más..

Entonces, eso de dedicar música no suena descabellado sino más bien tiene todo el sentido del mundo porque las notas y la lírica expresan lo que a veces en nuestras propias palabras no podemos decir.

De seguro tienes tu banda sonora de vida compuesta por una extensa cantidad de canciones que te las repites una y otra vez, incluso así no estén sonando en ninguna parte. Hay canciones y canciones, aquellas para bailar, llorar, reír, pensar y hasta conquistar… Llegamos al punto de esta nota. ¿Reconoces la siguiente cita?

“cantar al amor ya no bastará, es poco para mí si quiero decirte que nunca habrá cosa más bella que tú, cosa más linda que tú, única como eres, inmensa cuando quieres, gracias por existir”

Si inmediatamente recordaste esa voz entre que sexy y algo trabada de Eros Ramazotti, acertaste. Te contamos que “La cosa más bella” es la canción en español más utilizada por nuestros amigos lectores como arma de conquista. A ésta se suman “Trátame suavemente” de Soda Estéreo, “Te Quiero” de Hombres G, “Bésame” de Camila y “Entra en mi vida” de Sin Bandera.

En cambio si eres de aquellos que prefiere la música en inglés, te contamos que U2 es el líder de este top 5 romanticón. Quién no ha coreado, bien o mal, “With or without you, With or without you, I can’t live, With or without you”… ésa es la primera opción para dedicar una melodía gringa. A ella se suman los clásicos “I belong to you” de Lenny Kravitz, “Stand by me” de John Lennon, “Wish you were here” de Pink Floyd y “Creep” de Radiohead.

Si estas 10 canciones no son parte de tu lista de conquista, esperamos que les des una oportunidad, las escuches y te hagas un levante; porque algún efecto positivo deben tener en el proceso de aceptación como para que muchas personas las dediquen y canten a viva voz.

 

CANCIONES PARA CONQUISTAR

1. La cosa más bella > escuchar                                               1. With or without you > escuchar

2. Trátame suavemente > escuchar                                          2. I belong to you > escuchar

3. Te Quiero > escuchar                                                            3. Stand by me > escuchar

One Response to Enamórame con música

  1. Mr. X says:

    Buena lista, salvo por la cosa más bella… Jaja… nadie debería ser tratado así
    Por otro lado, me parece increíble que no estén Arjona ni Maná… yo pensé que eran las armas de seducción de la modernidad.
    Buen blog.
    Sigan escribiendo

Leave a Reply